1 de octubre de 2008

Más Caprichos


No son unos chanel, pero da igual, son preciosos.

Etiquetas:

12 comentarios:

Blogger Malo Malísimo ha dicho...

¿Y son cómodos? ¿Y sanos?

jueves, 02 octubre, 2008  
Blogger Pantagruel ha dicho...

Definitivamente, no tengo yo el fetichismo ese de los zapatos; prefiero los piececinos.

jueves, 02 octubre, 2008  
Blogger Amigo de la Dialéctica ha dicho...

Hola Satine:

Muy bonitos, la verdad es que si.

Oye, no sería posible decirle a Platero que cambie la oferta. Le compramos el mini y que nos regale el piso. O mejor, le decimos a Montilla que es presidente de CC.AA. que más cobra -incluso más que ZP- que nos ingrese una de sus mensualidades y ya está, piso comprado.

Recibe un abrazote.

jueves, 02 octubre, 2008  
Blogger Aureliano Buendía ha dicho...

Quien la sigue la consigue. Bonitos zapatos pero poco socialistas.

jueves, 02 octubre, 2008  
Blogger Malo Malísimo ha dicho...

Pues qué quieres que te diga. Yo lo del lacito como que no lo veo.
¿No son un poco altos?.
Me gusta que el tacón sea ancho.
Nos tienes que enseñar, tienes que modelar "nuestra única neurona" para que nosotros (los niños) entendamos esa pasión vuestra por las compras, los bolsos, zapatos y trapitos en general.
Se Güena y peca mucho

jueves, 02 octubre, 2008  
Anonymous maría ha dicho...

hola satine, gracias por tu invitación, quizás algún día de estos me anime, pero de nuevo te agradezco tu receptividad, a ver si me lanzo y me atrevo.

Respecto a los zapatos, muy bonitos, con mucho estilo.

Pero es que he leído algo...que me ha salido de ojo, eso que comenta aureliano buendía, de que los zapatos...son "poco socialistas", no sabía yo que hubiera zapatos de izquierdas y de derechas..., como si el hábito hiciera al monje, si ser socialista (y no ya socialista, sino de izquierdas) fuera tan fácil como ponerse una u otra indumentaria...me niego, me niego a que eso pueda servir de argumentación frente a algo tan importante como una forma de entender la vida, de sentirse personas iguales unos a otros independientemente del nivel de ingresos (que gracias a dios hoy en día y por las luchas de nuestros antepasados, por equiparar a sus hijos en derechos y acceso a la cultura, educación, sanidad, etc. y también gracias a nuestros propios méritos, pues no hemos desaprovechado en muchas ocasiones esas oportunidades que la sociedad de hoy en día nos brinda, pueden estar al mismo nivel o incluso mayor en cuanto a nivel de ingresos se refiere, aunque tambíén a otros niveles, a personas cuyas circunstancias de nacimiento, de herencias, les facilitaron el acceso que otros se les negó simplemente por haber nacido en familias de menor nivel económico-social)independientemente también al nivel de estudios, de cultura, y por supuesto, independientemente de la forma de vestir, de los gustos en este sentido.

Hoy en día, por suerte, las personas de izquierdas han llegado a ciertos estamentos antes vetados a ellos, ya no basta con ver a una persona para saber cuáles serán sus tendencias ideológicas, eso es pura fachada. Abramos nuestra mente, y no juzguemos a alguien por su forma de vestir, si por algo se caracteriza o debe caracterizar una persona de izquierdas es por su mentalidad aperturista, libre de tabús, por no catalogar a las personas por los bienes materiales,por no considerar mejor o peor a alguien por sus pertenencias, por ser personas tolerantes, progresistas, que creen en la igualdad del ser humano que conlleva como no la igualdad de oportunidades, acceso a la educacíón, al trabajo, a la sanidad, etc. tanto de las personas de mayor como menor poder adquisitivo. Eso es lo difícil, parece ser que para muchos, llegar a ese convencimiento, "triunfar" (por ejemplo laboralmente) y seguir siendo humildes, accesibles, sensibles, equitativos y no perder nunca el norte.

Bueno Satine, lo dicho, que me he enrollado más de la cuenta, que muy bonitos los zapatos (a mí también me va mucho el tacón, pero también me suelen preguntar si son cómodos a lo que respondo: "bueno...no son para dar largas caminatas ni para hacer deporte, pero...lo llevo bien" que le vamos a hacer si somos coquetas...jajaja)que te animes y que no tienen nada que envidiarle a los chanel, y si le unes las medias...divina de la muerte.

Besos,

María

jueves, 02 octubre, 2008  
Blogger Satine ha dicho...

ole y ole por María, estoy contigo y suscribo tus palabras...
Malo, son comodísimos.

Pantagruel, la verdad es que yo tengo locura con zapatos y bolsos, complementos, ropa, etc...
Javier, jajajaja, buena idea,

Aureliano fíjate que yo los veo muy atrevidos y nada convencionales, por eso me gustan...

Besos a todos

viernes, 03 octubre, 2008  
Blogger pati ha dicho...

Sabes? Siempre he pensado que hay miles de zapatos bonitos pero es difícil encontrar unos bonitos pies enfundados en unos bonitos zapatos... y por lo que puedo llegar a apreciar, no te hacen falta unos Chanel, o unos Blahnik para estar preciosa ;)

Un beso :)

viernes, 03 octubre, 2008  
Blogger Paco Centeno ha dicho...

Insisto,
Aunque sean estos los zapatos que te pusieras, no los vería. Ciego que es/está uno.
Besitos

viernes, 03 octubre, 2008  
Blogger Malo Malísimo ha dicho...

¡Con lo bonito que son unos pies Desnudos!

viernes, 03 octubre, 2008  
Blogger Satine ha dicho...

pati, jejeje, me has sacaó los colores, muchas gracias mi niña...

Paco Centeno, ya se sabe lo que se dice, perro ladrador poco mordedor...jejeje.

Malisisisismo, mis pies son feísimos, odio las sandalias por eso...

Besos a todos...muakssss

viernes, 03 octubre, 2008  
Blogger Patri ha dicho...

Divinos.......Muy buen gusto señorita. un abrazo

sábado, 04 octubre, 2008  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal