Ir al contenido principal

El Paraíso está en Extremadura También...








Situado en el Norte de Cáceres en el Valle del Jerte


Los Pilones son una sucesión de pozas que pueden considerarse "bañeras" naturales creadas por la erosión del agua, situadas en un lugar de innumerables gargantas y frondosos bosques de castaños y robles, situadas en la reserva natural "Garganta de los Infiernos" un paraje de gran valor paisajístico. Por su inaccesibilidad en coche son potencialmente Nudistas, aunque la zona que se utiliza tradicionalmente para la práctica del Nudismo es un charquito tranquilo denominado El Árbol, llamado así por un gran árbol (aliso) que hay en su orilla y que alza su tronco sobre las piedras, esta zona casi virgen, afortunadamente, no cuenta con ningún tipo de servicios cercanos.

Comentarios

Paco Centeno ha dicho que…
He estado allí, la primera vez cuando hacía tercero de carrera. Lo mejor no fue el baño en esas aguas frías y transparentes, fue él calentarse en sus piedras, al sol y en compañía. El silencio que todo lo envolvía fue nuestro único testigo.
¡Que recuerdos me has traído!
Besazos,
plasencia ha dicho que…
Que fotografías tan sugerentes, te refrescan con solo mirarlas. Tengo una cita pendiente con esta zona que aún no conozco.
Intente dejarte un comentario en el post de las cestas de frutas pero no pude. ¡Qué habre me entró de golpe!
Un saludo.
gustavo ha dicho que…
Hermosos paisajes. No dudaré en visitar esta parte de Extremadura, me encanta la naturaleza.

Saludos
Gustablog
lujosabarcelona ha dicho que…
¡vaya preciosidad!
es que me acabo de imaginar allí. Tengo unas ganas de ir que no veas.
Hace un par de años que estamos diciendo que hay que ir a Extremadura y nada, que no hay manera, cuando enseñe estas fotos yo creo que les convenzo seguro.
Besos mi niña!
Caroline Macedo ha dicho que…
E que paríso, nossa! Linda a paisagem.
Satine, você é um amorzinho, muitos beijos para vocÊ também.
Besos,besos,besos guapa!!!!
Boa semana.
Satine ha dicho que…
Paco C, me alegro muchisisisisismo de haberte hecho recordar, momentos tan especiales, pillín...Besitos
Satine ha dicho que…
Plasencia, es lo que suele ocurrir, lo tenemos ahí, y no lo sabemos valorar, además al estar ubicado en un lugar de díficil acceso uno se lo tiene que pensar más de dos veces.
Saludines
Satine ha dicho que…
Gustavo, sé que no te eres nada perezoso para viajar, así que ánimate.
Saludines
Satine ha dicho que…
Lujosa, jajajaja, ese viaje a Extremadura te lo recomiendo en Otoño y especialmente en primavera, para disfrutar del cerezo del valle del Jerte en flor, todo un espectáculo. En Vernano es una locura venir...hace muchaaa calor, aunque con las gargantas transparentes que hay te puedes refrescar..
Besitos mi niña.
Satine ha dicho que…
Caroline, aquí en el viejo continente también hay pequeños paraísos, jejeje, si te ánimas a venir, no dudes en visitar Extremadura...Besitos y buena semana reina, muakssss
gatosyrinocerontes ha dicho que…
que fotografias!!! me muero por ir a conocerlo en persona
Paco Centeno ha dicho que…
Esperemos que la carencia detectada en ti haya sido subsanada convenientemente. Tendrías que hacer un informe detallado del "plan de choque" diseñado para suplirla.
Besos
Amigo de la Dialéctica ha dicho que…
Hola Satine:

Impresionantes fotografías. Si las has realizado tu, enhorabuena son magníficas.

Recibe un abrazo de tu amigo Javier.
Patri ha dicho que…
chacho..chacho...que no he estado nunca ahí y ya me estás poniendo los dientes largos, un abrazo preciosa

Entradas populares de este blog

El Mar de Pablo Neruda

NECESITO del mar porque me enseña: no sé si aprendo música o conciencia: no sé si es ola sola o ser profundo o sólo ronca voz o deslumbrante suposición de peces y navios. El hecho es que hasta cuando estoy dormido de algún modo magnético circulo en la universidad del oleaje. No son sólo las conchas trituradas como si algún planeta tembloroso participara paulatina muerte, no, del fragmento reconstruyo el día, de una racha de sal la estalactita y de una cucharada el dios inmenso. Lo que antes me enseñó lo guardo! Es aire,incesante viento, agua y arena. Parece poco para el hombre joven que aquí llegó a vivir con sus incendios, y sin embargo el pulso que subía y bajaba a su abismo, el frío del azul que crepitaba, el desmoronamiento de la estrella, el tierno desplegarse de la ola despilfarrando nieve con la espuma, el poder quieto, allí, determinado como un trono de piedra en lo profundo, substituyó el recinto en que crecían tristeza terca, amontonando olvido, y cambió bruscamente mi existencia: di mi adhesión al pur…

Cuando Menos te lo Esperas

Casi 3 años más tarde, cuando menos te lo esperas la vida te sonrie de nuevo. Cuando ya no quedan ilusiones, cuando cada lágrima derramada te muestra la ridiculez de ellas mismas, vuelve el brillo en los ojos, y una nueva visión se muestra en el horizonte. El mismo que te resistías en reconocer que estaba ahí, esperando a que levantaras la vista y no la volvieras atrás, ese atrás donde la humillación y la indiferencia se regodeaban y vanagloriaban de tenerte entre sus asiduos huéspedes.



La esperanza te arrulla entre sus cálidos y fuertes brazos, donde las sonrisas son correspondidas y donde todas las mañanas reciben un dulce "Buenos Días", donde las noches se iluminan con farolillos de verano y donde te resguardas del frío invierno en un confortable salón cuya chimenea te invita a quedarte toda la tarde acurrucada a su abrigo.

Cuando una llamada te recuerda que te piensan...



Porque no hay mal que cien años dure, doy gracias de escapar de su fría y azul trampa...


El Amor y Amistad Según Antonio Gala.

Hace unos meses un viejo amigo de mi adolescencia me hizo llegar un artículo de Antonio Gala, data del invierno de 1999-2000.


Si lo hubiera leido con 15 años hubiera discrepado e incluso me hubiera escandalizado, ya que con esa edad una no tiene la capacidad de entender el amor de la misma manera que ahora, veinte años después.



Todos recordamos el primer amor, yo al menos no lo he olvidado. Aunque pienso que a estas altura de la treintena me da una pereza horrorosa vivirlo con aquella intensidad, con mariposas en el estomágo, echándole de menos cada minuto que no pasas con el amado o amada, teniendo celos hasta del aire que respira... Uff qué perezaaaa. (sobretodo cuando veinte años más tarde te lo encuentras y piensas:
-madre de dios! Qué ví en él o ella? De verdad su cabeza tenía ese tamaño antes?- levantas el mentón miras hacia otro lado y aceleras el paso, no vaya a ser que te reconozca...)


Según escribía Gala, el amor nunca aspira a ser agradecido ni compadecido, sino correspondido …