Ir al contenido principal

Visto en Benetton Plasencia




Comentarios

Amigo de la Dialéctica ha dicho que…
Hola Satine:

No te enfades -lo digo por el comentario que has puesto en mi blog en relación al post sobre Carod- que como bien expresa el refrán "los amores reñidos son los más queridos". Es bueno que se hable de lo que se lleva dentro, es bueno exteriorizar los sentimientos, te lo dice alguien que estudió algunas asignaturas de la carrera de Psicología. Al final se termina siempre llegando a un acuerdo y entendiéndose. No te quepa la menor duda. Mira Europa en la actualidad. Quién lo diría, todos en la UE. Algo esto ni soñado a mitad del siglo XX. 50 años cambian no sólo una vida, sino un mundo.

Recibe un saludo de tu amigo Javier Caso Iglesias.

Nota 1: Recuerda a Adler y su todo puede ser así como también todo lo contrario. O a Engels y su opinión relativa a que de la contradicción surge el desarrollo.
Nota 2: Yo estoy muy agradecido a los Catalanes, nos están dando alas y estímulos a los Extremeños para llegar a ser lo que tenemos que ser.
Nota 3: Los caminos de dios/Dios son inescrutables.
Amigo de la Dialéctica ha dicho que…
Hola de nuevo Satine:

Ahora te comento sobre las rebajas. He estado de tiendas hoy, acompañando a mi mujer, a mis hijas y a mi suegra. Viendo precios casi me da un infarto, y eso que son rebajas. Camisas de 40 euros, cuando yo me las compro en el Carrefour por 4 euros. Pantalones por 80 euros, cuando yo en el mismo establecimiento citado los compro por 8 euros; zapatos por casi 100 euros, los últimos que me he comprado -también en el Carrefour- me han costado 10 euros. Si a los precios que yo compro se suele obtener un beneficio cercano al 60%, te lo dice alguien que antes de ser funcionario ha sido dependiente de comercio, te puedes imaginar quien vende 10 veces más caro. Y todo ello por la marca. Algo además que, en ciertas prendas se suele coser in situ -también he trabajado en el sector textil-.

Recibe un muy fuerte abrazo de tu amigo Javier Caso Iglesias.
Satine ha dicho que…
No puedo estar en más desacuerdo, lo que se dice en tu blog, es el típico Y TÚ MÁS, y eso no lleva a ninguna parte.
Amigo de la Dialéctica ha dicho que…
Hola Satine:

Creo que se debe de poder debatir con normalidad de cualquier tipo de tema. Una estrategia para evitar debatir sobre un tema es montar en cólera y hacerse la víctima.

Si pienso, por ejemplo, que la CiUización de los discursos del PSC, de ERC y de ICV ha hundido a estas opciones políticas en el lodazal nacionalista y pequeño burgués de mirada corta, perdiendo perspectiva global; cosa esta muy peligrosa, para sus propios intereses como catalanes, en un mundo globalizado, he de tener la libertad para decirlo sin tapujos.

Si, al tiempo, pienso que Extremadura debe apostar decididamente por marcarse objetivos que en el plazo máximo de 10 años le permitan tener superavit fiscal, también he de tener la libertad para decirlo. Si creo que algunas administraciones públicas de Extremadura tienen un perfíl muy bajo y sus políticas son de encefalograma plano, también se ha de poder manifestar.

Me gustaría que entendieras esta postura. Otro ejemplo, tu tienes unas ideas determinadas sobre lo que acontece, a nivel político, en Plasencia; estas son unas ideas que comparto. Si alguien del entorno político entrara en cólera por el hecho de manifestar nuestras opiniones al respecto, habría que callar. Yo pienso que mejor enseñar a digerir.

Recibe un fuerte abrazo de tu incondicional amigo Javier Caso Iglesias.

Entradas populares de este blog

El Mar de Pablo Neruda

NECESITO del mar porque me enseña: no sé si aprendo música o conciencia: no sé si es ola sola o ser profundo o sólo ronca voz o deslumbrante suposición de peces y navios. El hecho es que hasta cuando estoy dormido de algún modo magnético circulo en la universidad del oleaje. No son sólo las conchas trituradas como si algún planeta tembloroso participara paulatina muerte, no, del fragmento reconstruyo el día, de una racha de sal la estalactita y de una cucharada el dios inmenso. Lo que antes me enseñó lo guardo! Es aire,incesante viento, agua y arena. Parece poco para el hombre joven que aquí llegó a vivir con sus incendios, y sin embargo el pulso que subía y bajaba a su abismo, el frío del azul que crepitaba, el desmoronamiento de la estrella, el tierno desplegarse de la ola despilfarrando nieve con la espuma, el poder quieto, allí, determinado como un trono de piedra en lo profundo, substituyó el recinto en que crecían tristeza terca, amontonando olvido, y cambió bruscamente mi existencia: di mi adhesión al pur…

Cuando Menos te lo Esperas

Casi 3 años más tarde, cuando menos te lo esperas la vida te sonrie de nuevo. Cuando ya no quedan ilusiones, cuando cada lágrima derramada te muestra la ridiculez de ellas mismas, vuelve el brillo en los ojos, y una nueva visión se muestra en el horizonte. El mismo que te resistías en reconocer que estaba ahí, esperando a que levantaras la vista y no la volvieras atrás, ese atrás donde la humillación y la indiferencia se regodeaban y vanagloriaban de tenerte entre sus asiduos huéspedes.



La esperanza te arrulla entre sus cálidos y fuertes brazos, donde las sonrisas son correspondidas y donde todas las mañanas reciben un dulce "Buenos Días", donde las noches se iluminan con farolillos de verano y donde te resguardas del frío invierno en un confortable salón cuya chimenea te invita a quedarte toda la tarde acurrucada a su abrigo.

Cuando una llamada te recuerda que te piensan...



Porque no hay mal que cien años dure, doy gracias de escapar de su fría y azul trampa...


El Amor y Amistad Según Antonio Gala.

Hace unos meses un viejo amigo de mi adolescencia me hizo llegar un artículo de Antonio Gala, data del invierno de 1999-2000.


Si lo hubiera leido con 15 años hubiera discrepado e incluso me hubiera escandalizado, ya que con esa edad una no tiene la capacidad de entender el amor de la misma manera que ahora, veinte años después.



Todos recordamos el primer amor, yo al menos no lo he olvidado. Aunque pienso que a estas altura de la treintena me da una pereza horrorosa vivirlo con aquella intensidad, con mariposas en el estomágo, echándole de menos cada minuto que no pasas con el amado o amada, teniendo celos hasta del aire que respira... Uff qué perezaaaa. (sobretodo cuando veinte años más tarde te lo encuentras y piensas:
-madre de dios! Qué ví en él o ella? De verdad su cabeza tenía ese tamaño antes?- levantas el mentón miras hacia otro lado y aceleras el paso, no vaya a ser que te reconozca...)


Según escribía Gala, el amor nunca aspira a ser agradecido ni compadecido, sino correspondido …